No todo vale en las pasarelas de moda flamenca.

Flamenquis…

Permitidme que hoy sea un poco dura o crítica con las pasarelas de moda flamenca. Con las más importantes. Y con algunos ‘diseñadores’. Y entendedme, lo hago desde el mayor de los respetos y siempre con un punto reflexivo, una crítica constructiva, las destructivas de nada sirven. Si se quiere tomar como consejo pues ahí lo dejo. Si se quiere ignorar pues también me parece bien, dicen que ‘no hay más ciego que el que no quiere ver‘.

Ahora que el timing se va llenando, ahora que vamos sabiendo los diseñadores que participarán en unas y otras pasarelas de moda flamenca, ahora que recuerdo cómo el año pasado la difusión en medios de comunicación de los desfiles no fue la misma, que no se llenaron desfiles, que regalaban hasta las entradas de alguno incluso recuerdo en alguno ser la única blogger allí presente, me pregunto ¿todo vale por la pasta?

Me explico. Resulta que tenemos pasarelas de moda flamenca muy importantes, a las que se supone que deben ir los diseñadores más importantes del sector pero no es así. A esas (y hablo en plural) pasarelas van desde nombres rabiosamente importantes hasta todo aquel que tenga 1.000 euros en el bolsillo. Y después vienen los problemas. Y las críticas. Y las sorpresas.

Hace unos días una diseñadora me decía ‘recuerdo cuando venían a ver los trajes de flamenca que íbamos a sacar en la pasarela, nos pasaban como un control de calidad‘ o lo que otra diseñadora me dijo ‘cuando yo empecé a coser soñaba con desfilar en ésa pasarela, tardé en conseguirlo, entré como novel y me costó mucho trabajo pero hoy ya va cualquiera y eso no es bueno para nosotros’. Repito, después vienen las sorpresas, las críticas a los organizadores.

Resulta que tenemos unas pasarelas que son el «Cibeles de la moda flamenca» pero tenemos la mala costumbre de querernos cargar las cosas. ¿Imagináis en una pasarela Cibeles a ‘Modas Pepi’ al lado de grandes diseñadores? Pues eso ocurre en las nuestras. Y ojo, a veces, los diseñadores consagrados también meten la pata. De ahí que no estaría mal ese ‘control de calidad previo’ como antiguamente se hacía.

De nada sirven los mensajes subliminales que entre unos y otros organizadores se envían mediante redes sociales o con sus actos. De nada sirve decir en Twitter ‘más vale calidad que cantidad’ y hacer lo mismo al año siguiente. De nada sirve ponerse el modelito de un diseñador queriendo decir con eso ‘este año él estará en mi pasarela’ Y al final va a las dos. De nada sirve caer en los errores que otros ya han caído. De nada. Después nos preguntamos por qué determinados diseñadores no desfilan. Y cuando vuelven a hacerlo… ¡zas! desfilan con Moda Pepi al lado. Y se le da bombo a la vuelta de ése diseñador y, Modas Pepi, que también ha pagado, no se publicita.

Vicky Martin Berrocal.jpg 

Que no. Que trajes de flamenca bonitos hace cualquier persona se dedique o no a ello pero ¿su sitio es las pasarelas más importantes? Hay muchas pasarelas a las que ir antes de eso. Poco a poco. Paso a paso. Yo no veo a la tienda de la esquina desfilando en Cibeles ¿por qué en moda flamenca se hace?  

Prefiero un día grande en el que disfrutar de la moda flamenca con los nombres más importantes que cuatro o cinco días en los que sólo veo trajes de flamenca que no dicen nada. ¡Ojo! No hablo de gustos, sino de calidad en la confección, en los textiles, innovación, un desfile que cuenta una historia, estilismos trabajados, en definitiva, propuestas interesantes para la nueva temporada, para la próxima feria, algo distinto a ver a modelos corriendo con un traje rojo de popelin con tres volantes que ya no sé si ha hecho Modas Pepi o Modas Loli.

Antes veías unos volantes, un traje moverse, unas mangas y se distinguía perfectamente a qué diseñador pertenecía el traje. Hoy, entre tanta copia y poca invención, muchos parecen iguales. De ahí (y vuelta la burra al trigo) que yo no subiría a todo el mundo a la pasarela y además pasaba ese ‘control de calidad’.

Y es que en todo repercute. Si no van determinados nombres a las pasarelas la prensa nacional no va o va poco. Si menganito no desfila, zetanito tampoco. Si los desfiles no te hacen soñar no te quedas con ese traje en la retina y haces por comprarlo. Si el diseñador no es conocido o no es «amigo de» esas dos maravillosas personas no se sientan en primera fila del desfile, o no se sacan los trajes en las editoriales. Si no vemos algo diferente, único, trabajado, con estilo, nos aburrimos durante el desfile. Si encima se paga el desfile y se ven mamarrachadas, habrá quejas en la taquilla. Y repito, eso lo pueden hacer los buenos, los malos y los regulares. Los noveles y los consagrados. Los conocidos o los que no lo son. Que también hay jóvenes que aparecen y desde el primer año, pegan el pelotazo y nos muestran que son muy buenos haciendo MODA FLAMENCA. De ahí que ver los bocetos, los primeros diseños de lo que será la colección, los tejidos que se van a usar no sea mala idea ¿no?.

Eloy-Enamorado-We-Love-Flamenco-2014.jpg

Hay que cuidar lo que tenemos. Hay que entender que cada pasarela está dirigida a un público diferente, que quien va a ellas debe tener unas miras diferentes. Y ojo con decir eso de ‘ya que tengo el dinero voy‘ porque no serían los primeros ni los últimos diseñadores que se han quedado sin vender los trajes. Y al año siguiente, se cierran talleres, tiendas y los trajes se quedan en una habitación guardados cogiendo polvo. Desfilar es una inversión económica, es una apuesta que no se sabe si se va a ganar o no, tiene un coste y hay que poder asumirlo, sacar un traje en pasarela no asegura su venta. Ni la publicidad. Al igual que restar calidad a una pasarela hace que al año siguiente el público prefiera ver fotos a gastarse el dinero en las entradas del desfile, que los medios de comunicación no vayan, que la publicidad no sea la misma. Y de ahí ¿al olvido? Yo no quiero eso. Amo la moda flamenca.

Pilar-Vera-simof-2010-2.jpg 

Y de ahí este post. Ésto sólo es una reflexión, quizás la voz de lo que muchos piensan. O de lo que piensan pocos, no lo sé. Una forma de decir que no todo vale. Y repito que no quiero que se tome como algo destructivo hacia los organizadores ni diseñadores sino como algo en lo que reflexionar y pensar. O, si se quiere, algo que ignorar. Pero no sólo estamos aquí para decir lo bueno. 

Y, como siempre, esta flamenca que os escribe espera vuestra opinión a través de los comentarios.

Besitos hoy… por seguirillas!!

 

13 comentarios

  1. ML   •  

    MARAVILLOSO post, así en mayúsculas, totalmente de acuerdo contigo en todo lo que expones, creo que todas añoramos lo que parece que hace años se esfumó y tardará años en volver, si es que lo hace (pensemos que sí)…
    He tenido muchas conversaciones ,como asidua de muchos años a las pasarelas sobre este tema, y es cierto lo que dices, el año pasado después ya de muchos haciéndolo, no asistí, opté por la opción más cómoda y más barata, seguirlo por los blogs…
    Y no asistí por una clara cuestión, porque desde hace años se viene fraguando la peor tarde de toros: falla la plaza, fallan los apoderaos, falla el toro y todo falla cuando falla el dueño de la plaza… Desde hace años se viene entrando en una vorágine de «Todo por el dinero» que no importa cual sea su resultado, y claro, está muriendo el ARTE en esa pasarela…
    No sé qué pensaría ese taurino viejo de años de tardes de plaza si encontrara carteles de José Tomás, El Juli…. Con alumnos de la escuela taurina…. Supongo que pensará lo mismo que nosotras, nadie niega que pueda llegar a figura y arrastre el mayor séquito de flashes, que sus pasarelas se llenen, que tiene derecho, pero por favor, como dijo ya alguien: al César lo que es del César…… Y a Jorge lo que es de Jorge…
    Parece que los grandes están hablando por nosotras con su no presencia año tras años…
    Lo que sí agradezco es la apariciòn de las nuevas pasarelas, nuevos aires, nuevas ilusiones, nuevos precios, nuevos enclaves (aunque algunos amiguitos de la veterana se dediquen a hacer acto de presencia en ellas para despotricar en Twitter acerca de su mala organización…. Si nos mirásemos el ombligo…)…y lo agradezco por que, en contra de lo que queremos, me parece que en la zona Este de Sevilla ya hay un toro sobre el albero esperando el descabello…
    Gracias por tu blog
    Una que te lee hace mucho desde las sombras

  2. Pilar   •  

    Llevo varios años asistiendo a Simof como espectadora debota de la moda flamenca …. Y es verdad que aún viendo casi todos los desfiles, en muchos piensas … Ese vestido no lo he visto ya??? Y otra a veces te quedas con la boca abierta! Sea en noveles o en consagrados. Estoy totalmente contigo!

  3. Rocío   •  

    Tienes razón en cuanto a la profesionalidad de algunas pasarelas, porque está claro que modas pepino no debería desfilar al lado de grandes diseñadores de moda flamenca. Pero si todo fuera tan profesional y estricto, tampoco deberían desfilar gente no profesional durante el desfile no? Sólo modelos profesionales con estudios de pasarela.
    Un control de calidad si, pero hay desfiles donde la diferencia la marcan los diseños al alcance de todos y si todos los que desfilan son grandes marcas, al alcance de pocos serán esos diseños. A mi como espectadora, amante de la moda flamenca y clienta no me gusta ver sólo desfiles de vestidos que no podré comprarme

    • claudia   •     Author

      Cuando hablo de un control de calidad no me estoy metiendo en el precio del vestido. Por ser caro no es más bueno. Está claro que determinados ‘nombres’ realizan trajes de precios inaccesibles para muchas de nosotras pero otros no. Hay algunos ‘nombres’ que sus trajes cuestan menos de lo que se piensa. En cuanto a las modelos pues sí también en ello, claro, pero supongo que mientras todo siga igual se seguirá invitando a desfilar a famosas, primas, clientas y demás. Y te lo estoy diciendo yo que no soy modelo, no soy profesional y me han invitado un par de veces, lo cual, si todo fuese como dices ‘estricto’iría en mi contra, pero lo entiendo perfectamente.

      Un besote y gracias por comentar.

  4. elena   •  

    Llevas toda la razon le hablo como amante de la innovacion y la moda flamenca, asidua a simof .y ultimamente es caca de la caca el 70 por ciento de lo que vemos y copias por un tubo .
    la gente no crea , copia,
    Hoy cualquiera con dinero manda!!!
    Pero tb.hablo como diseñadora y creadora de mi propia firma hace 6 años y reconozco que no puedo dejar mis ganancias en Sevilla pero que es el sueño de todo artista es una realidad montar tu coleccion en simof !!!!!

  5. Reyes Fonseca   •  

    Cuànta razón tienes Claudi…se están cargando SIMOF. Yo también añoro los trajes qie veías pasar y te quedabas embobada. Desde hace unos tres años no ha habido ningún vestido que me deje con la boca abierta. Puedo entender que ahora los trajes se adapten a las circunstancias económicas, pero eso no puede suponer que baje la calidad y se pierda la imaginación. Lo caro no es siempre lo más bonito ni lo mejor. Lo importante es el esmero, la ilusión y el amor con el que se hace el traje. Mucho cambiaría la cosa si fuera así. …SIMOF es un referente internacional para la moda flamenca y hay que estar a la altura. Creo que no debe ir el que «lo tiene», sino el que «lo vale» (económicamente hablando). Espero qie este post sea leído por la gente que tiene en sus manos cambiar esto, porque se lo están cargando.

  6. Cris Pontetacones   •  

    Se puede decir mas alto, pero no mas claro, preciosa!
    Tienes toda la razón, ya hemos hablado largo y tendido sobre esto entre desfile y desfile durante varios Simof, pero es que parece que cada año lo hacen peor y al final, se lo van a cargar.
    Nosotras, como blogger, hemos tenido que tragarnos cada desfile que era una tomadura de pelo y si a nosotras, que no nos ha costado nuestro dinero (si nuestro trabajo posterior) nos ha indignado, no quiero ni pensar como se queda la persona que se gasta su dinero y su tiempo en ir a ver un catálogo de 200 trajes exactamente iguales, variando la tonalidad de la tela y poco mas… para eso, te acercas a la tienda en cuestión y cotilleas todos los burros con los trajes y te ahorras el dinerito y los ves mejor…
    Esto perjudica al sector completo, pero, sobre todo, me parece una injusticia para aquellos DISEÑADORES (si, con mayúsculas) que nos sorprenden año a año con colecciones de categoria, que nos podran gustar mas o menos, para gustos los colores, pero que hacen que ver un desfile de flamenca se convierta en un arte con un trabajo detrás tremendo y que se merecen una pasarela mucho mas exclusiva y profesional.
    Espero que las mentes pensantes de las pasarelas flamencas, lean tu magnífico post y tomen nota, si no, me veo a todas las «Modas Pepis» desfilando y a los Dior, Chanel, Valli, Saab… de la moda flamenca, haciendo pases privados para sus clientas… Si no, al tiempo…
    Besos princesa, nos vemos prontito!
    Cris

  7. carmen planchuelo   •  

    Desde la mas absoluta humildad me atrevo a opinar sobre este asunto simplemente como mujer a la que le encantan estos vestidos y su moda. ¿No será que hay demasiadas paseralas?, ¿no seria adecuado que hubira unas de «alta costura flamenca» y otras de «pret a porter»? mi primer contacto con este mundo fue un Simof de hará como seis años y me queda maravillada pues los vestidos no solo eran preciosos sino muy variados… con el tiempo he ido comprobando que hay muchas repeticiones y tambien cosas que para un disfraz pues bien pero nada mas.
    Las que teneis formacion y conocimiento en este mundo estareis de acuerdo conmigo en que matar la gallina de los huevos de oro es muy peligroso pero muy facil de hacer asi que mejor que para acudir a una pasarela el acceso no sea por el ingreso de los 1000 euros sino la calidad de la obra y tambien hacer pasareles diferentes.
    Evidentemente no todas podemos vestirmos en Dior o su equivalente flamenco pero si nos podemos deleitar viendo.

    • claudia   •     Author

      ¿Demasiadas pasarelas? Sólo hay cuatro y nada tienen que ver unas con las otras en cuanto a repercusión en medios de comunicación. Ya está, no creo que ése sea el problema. Por lo demás, de acuerdo contigo, de hecho lo ideal sería que la calidad, diseño, originalidad y variedad primase sobre la inversión económica que distintas empresas (diseñadores o no) pueden hacer.

  8. Mari Carmen   •  

    Me ha encantado tu post, muy bien dicho y explicado. Creo que todo está perdiendo sentido. No tengo más que añadir a tu entrada, salvo aplaudirla. Un abrazo

    • claudia   •     Author

      Muchas gracias Mari Carmen. Un besazo!!

  9. pilar   •  

    Yo no lo veo de esa forma, estamos pasando mal momento economico y pienso que los diseñadores luchan por estar hay y no sera ni facil, respecto a los trajes si la gente no pagan tendran que hacer trajes mas simples no nos va a alegrar la vista para luego no comprar y ellos guardar. respecto a los que desfilan es muy facil, los desfiles van por separado ve al que mas te guste y ya, yo este año fuy a los noveles y Ernesto Sillero me encanto, luego Ana Moron me dejo anonadada y por ultimo vi a juana martin y no me gusto nada,con lo cual a veces los menos conocidos pueden gustar mas. me gusta mucho tu blog

    • claudia   •     Author

      Que un traje sea bonito y más económico no significa que no tenga diseño. Hay diseñadores que utilizan un simple popelin y hacen maravillas jugando con el patronaje del cuerpo o los volantes alejándose del traje de tres volantes que todo el mundo es capaz de hacer y que, al final, les copian. Muchas veces decimos que deben ajustar sus precios pero olvidamos que el alquiler del local, los seguros sociales de sus costureras, la luz, agua, pagar la pasarela en la que participan y, por supuesto, el coste del vestido va todo metido en el precio. Una modista tan sólo coge la revista sin quebrarse la cabeza con un diseño y copia el traje, evidentemente así, su coste es menor. Es una situación difícil. En cuanto lo que dices de los desfiles ¡¡tenemos gustos parecidos!! A mí me ocurrió igual con esos tres desfiles que nombras. Un beso Pilar y gracias por pasarte y comentar, me encanta leer vuestras opiniones y que debatamos 🙂

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.