Juan Boleco en We Love Flamenco 2017: “525”

Flamenquis…

Hoy vamos a hablar de los trajes de flamenca de Juan Boleco. Con 525 daba nombre a su nueva colección que conmemoraba el 525 Aniversario del Descubrimiento de Ámerica. En ellos, quiso impremir el carácter y sentir onubense de dicho acontecimiento.

Descubramos hoy sus detalles, colores, elementos, descubramos sensaciones, costura y, sobretodo, cada traje de flamenca.

Diseño: Juan Boleco. We Love Flamenco 2017. Foto: Claudia Alfaro para entreciriosyvolantes.com

La colección de Juan Boleco desembarcaba sobre la pasarela del Hotel Alfonso XII con claros guiños marineros, alejándose totalmente de los típicos colores azul, blanco y rojo, de las rayas marineras. Juan Boleco fue más allá. Se fijó en la arpillera de aquellos sacos donde se encontraba el material indispensable para sobrevivir largos meses en una carabela camino del Nuevo Mundo para confeccionar vestidos, chaquetas y volantes donde no faltaban detalles como el marcaje numérico. Sensacional trabajo para abrir el desfile.

 

Diseño: Juan Boleco. We Love Flamenco 2017. Foto: Claudia Alfaro para entreciriosyvolantes.com

Diseño: Juan Boleco. We Love Flamenco 2017. Foto: Claudia Alfaro para entreciriosyvolantes.com

Los originales estampados se han convertido en el sello de la firma. Para ello, Juan Boleco trabaja el diseño y, a su vez, el patronaje. No es sólo imaginar el dibujo es conseguir que cada forma caiga exactamente en el punto deseado, combinarlo con volantes, escotes y hechuras de estilosas flamencas.

Diseño: Juan Boleco. We Love Flamenco 2017. Foto: Claudia Alfaro para entreciriosyvolantes.com

Diseño: Juan Boleco. We Love Flamenco 2017. Foto: Claudia Alfaro para entreciriosyvolantes.com

Con aplicaciones de macramé trabajadas a mano estilizaba y daba forma a aquellas redes de pescadores que por el cuerpo del traje de flamenca se repartían. Redes que se convierten en chalequilos, aplicaciones que no dejan de dibujar la silueta del cuerpo y que no entorpecen la belleza del traje.

Diseño: Juan Boleco. We Love Flamenco 2017. Foto: Claudia Alfaro para entreciriosyvolantes.com

Lunares que reaparecen sobre diseños en lisos jugando con colores como rosa, rojo y gris plata. Las faldas de los trajes de flamenca ganan volumen y el movimiento y caída de los volantes impera en esta parte de la colección.

Diseño: Juan Boleco. We Love Flamenco 2017. Foto: Claudia Alfaro para entreciriosyvolantes.com

Diseño: Juan Boleco. We Love Flamenco 2017. Foto: Claudia Alfaro para entreciriosyvolantes.com

El rojo impregna a la flamenca de Juan Boleco seguridad y belleza. Carácter. Hay que fijarse mucho en el trabajo que hace el diseñador onubense en cuanto a mangas, escotes, camisas y chaquetas. Su trabajo, dedicación y originalidad dan lugar a formas que después bien podemos aplicar a diseños de calle o fiesta.

Diseño: Juan Boleco. We Love Flamenco 2017. Foto: Claudia Alfaro para entreciriosyvolantes.com

Diseño: Juan Boleco. We Love Flamenco 2017. Foto: Claudia Alfaro para entreciriosyvolantes.com

La costura de Juan Boleco es un puro capricho. Delicada, con gusto y bien definida sobre elementos y tejidos no siempre fáciles de manejar ante una máquina. Fijaos en las cabecillas de los volantes trabajadas de un modo inusual. Aquellas que le deis a la costura sabréis a qué me refiero.

 

Diseño: Juan Boleco. We Love Flamenco 2017. Foto: Claudia Alfaro para entreciriosyvolantes.com

Si los diseños se prepararon con sumo gusto, no menos la puesta en escena, desde los complementos, al peinado alto y desenfadado que pidió al equipo Espacio Líbero para su desfile en el recuerdo de aquella época, con una música para nada usual que nos tenía a todos los asistentes metidos de lleno en el desfile y desarrollo de la colección.

Diseño: Juan Boleco. We Love Flamenco 2017. Foto: Claudia Alfaro para entreciriosyvolantes.com

Se nota que la madurez ha llegado al trabajo de Juan Boleco, entiende la pasarela, entiende a sus clientas, entiende para qué y dónde vende, y, sobretodo, entiende mucho de moda aplicada al traje de flamenca.

Diseño: Juan Boleco. We Love Flamenco 2017. Foto: Claudia Alfaro para entreciriosyvolantes.com

Contadme flamenquis… ¿qué os ha parecido la colección de Juan Boleco? ¿Y los colores? ¿Y los estampados? 

Besitos por bulerías!!

4 comentarios

  1. Alberto   •  

    Hola, primero felicitarte por tu blog, genial. Lo segundo plantearte una duda desde el desconocimiento. He visto en los modelos mezclas de faldas de volantes, canasteras, evase … Y ya los estampados me pierden. La pregunta es, es tan libre el diseño como parece o hay unos parámetros inquebrantables que no sé descifrar?

    • Claudia   •     Author

      Hola Alberto! Muchas gracias por escribirme y por hacerme tan interesante pregunta.

      Sí y no sería la respuesta adecuada. El traje de flamenca es un vestido de volantes con pico o mantón para que cubra el escote del sol que antiguamente se usaba para las ferias de ganado de la época.

      ¿Qué ocurrió? Que aquel traje, de percal, pensado para faenar, gustó a las mujeres de las clases pudientes que, para distinguirse de las gitanas y campesinas, comenzaron a enriquecer el vestido usando diferentes tejidos, tipo de volantes, cortes y abalorios. Fue entonces cuando el traje de flamenca típico de Sevilla no sólo ganó adeptos sino también se llenó de moda de la época.

      El traje de flamenca bebe de la moda y la moda del vestido de flamenca, por eso, no hay un diseño o hechura concreta. Dependiendo del uso que vayamos a darle así será el vestido pero te aseguro que la mujer sevillana sabe distinguir perfectamente entre un traje de flamenca para feria, para romería o un vestido de fiesta o novia con volantes. Ocurre como con los trajes de novia ¿que diferencia hay entre un vestido de novia corte sirena con escote palabra de honor y otro exactamente igual pero de fiesta? El uso y, todo lo más, tejidos y complementos.

      Así pues, a muy grosso modo, el traje de flamenca es un vestido de volantes ennaguado que, por lo general, va entallado, al menos, hasta la cintura o cadera, adornado con clavel o rosa prendida al pelo y mantoncillo.

      A partir de ahí, todas las variaciones que quieras.

      Un abrazo!

      • Alberto   •  

        Mil gracias Claudia, tu respuesta me aclara mucho mis dudas. Me orienta muchísimo para seguir investigando sobre el tema.
        Muchísima suerte en tus proyectos, siempre es un privilegio encontrarse una profesional tan solida.

        • Claudia   •     Author

          Gracias a ti Alberto, me alegra saber que te ha servido de ayuda.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *