Sonia e Isabelle (Sonibel) -Colección 2012-

Y YO TAMBIÉN FUI UNA PRINCESA DE UN CUENTO EN SEVILLA

Y así pasean los trajes de la nueva colección de Sonia e Isabelle llamada «Un cuento en Sevilla» Flamencas de feria llena de lunares y bolillos, volantes grandes, trajes ligeros llenos de color y alegría

El día volvió a comenzar frío e incluso decían que a lo mejor llovia… de hecho hubo quien me dijo «a ti no te sacamos a la calle en toda la Semana Santa que atraes el mal tiempo» Pero… nada que ver!!! Al final el día estuvo lleno de luz aunque con una brisita fría que entraba por los grandes escotes de la espalda y… no veáis.

En esta ocasión el maquillaje corrió a cargo de Silvia quien optó por hacerme un maquillaje más «agresivo» con ojos ahumados y labios en un tono acoralado. Os dejo aquí el video.

[tube]http://www.youtube.com/watch?v=fIp7A-WK13E&feature=youtu.be[/tube]

La flamenca de Silvia, como siempre decimos, dependiendo de las facciones de la chica, es más atrevida, con ojos mucho más marcados y destacando los labios. Yo que siempre tengo la duda sobre el maquillaje con los trajes rojos aproveché para preguntarle «las sombras grises o los ojos ahumados van muy bien siempre que vistamos de rojo«

En cambio, el hecho de las chicas que abusan de los polvos y se ponen excesivamente morenas no son para ella una opción pues «envejecen mucho más» pero no sólo los polvos sino que también me comentó que «los coloretes no deben usarse en tonos tierra para la feria, resaltan mucho más el rostro de la mujer los tonos rosas o melocotón» como siempre decimos, dependiendo de las facciones de cada mujer.

Os dejo también una foto del peinado que me hizo… para todas aquellas que me preguntáis cómo peinaros, aquí tenéis una idea.

Y empecemos con los trajes de Sonia e Isabelle. La colección la presentaron el sábado y tuvo muy buena aceptación por el público que, particularmente a mí, me dijeron que todos los trajes les parecían preciosos y muy ponibles «pura flamenca«.

La telas traídas de la India con sus estampados llenos de flores y los claveles que, sin duda me maravillaron puesto que he visto muchos estampados de claveles que nada tienen que ver y que resultan demasiado complicados. En cambio, éstos, me parecieron dulces y con estilo. Pero no sólo usan telas de la India, sino que también podéis encontrar otras en tiendas especializadas como Reytex que colaboran con ellos. Fijaos que las telas de los trajes no son lisas sino que tienen pequeños bordados o relieves. También tienen lugar para los lunares pequeños que mezclados con los estampados están de moda. Sonia e Isabelle imaginan el traje una vez tienen en sus manos las telas, yo he tenido la oportunidad de verlas trabajar y es pura creatividad al instante.

Los tonos pasteles de la colección contrastan con los trajes negros, azul pavo, verdes o burdeos y, como nos dijeron «se lleve lo que se lleve siempre habrá un traje rojo e nuestra colección«. El uso de los trajes enteros en beige o combinándolo con otros tejidos de distintos colores, son marca de la casa además de los colores de moda.

Apostar por los encajes de bolillos es fundamental para las diseñadoras, pero no solo rematando los volantes sino también adornando el cuerpo. Si os fijáis no usan mantón ni fleco sino que le dan toda la importancia a la silueta de la mujer. En el caso del traje azul nos decían «no sólo hemos estudiado la forma de colocar los bolillos por el cuerpo sino también vimos que usarlos con forma de círculos hacía más delgada» Como veréis aquí está todo pensado.

Otra característica de este traje es que cuatro de sus volantes son encajes puestos en forma de volante lo cual queda precioso.

Muchos de los trajes asemejan a un dos piezas pero siempre son vestidos enterizos, incluso hemos podido ver en el «Espacio camino» de Simof 2012 vestidos de amazona (en vez de falda y camisa).  Un ejemplo de ésto sería el traje celeste. Todo la parte del cuerpo está formada por encajes que las diseñadoras han ido componiendo, la manga queda por encima del hombro para formar un «clavelito» con los volantes de la misma. Los volantes de la falda siempre suelen ser grandes, no creo que tengan menos de 30 cms y, en el caso de este traje, el primero sube hasta, prácticamente, la cadera. Ah! de este traje hay que resaltar también la forma de los encajes…tan distintos a los que acostumbramos a ver que hacen el traje mucho más especial.

 

Siempre me ha llamado la atención la volatilidad de los tejidos y, sin embargo, el rizo de los volantes. Desde luego os aseguro que los trajes no pesan absolutamente nada y la comodidad es fundamental para las diseñaras puesto que entienden que «la feria se está muchas horas, bailando, disfrutando y no pasando modelo» Es más, muchas veces nos dicen «nosotras presentamos trajes de flamenca porque Simof es un salón de moda flamenca»  Es curioso que, siendo trajes que marcan la figura (Sonia siempre quiere que marque más y más, que no haga ni una sola arruguita y que el traje esté perfectamente colocado) siempre estás cómoda, yo daba el paso perfectamente incluso me marqué algún baile en la tienda.

En el caso del traje verde hay que resaltar también los detalles realizados por Sonia e Isabelle con pequeños «círculos o lunares» hechos con las telas del mismo.

Y me tocó hacer de Cuella de Vil, con la cara de mala que yo tengo.

Este año hemos podido ver en su colección vestidos camiseros alguno con cuello mao e incluso hemos visto plisados y ondulinas. Fijaos en este traje rojo, blanco y negro, en lycra y volantes que suben por encima de la rodilla.

Otra característica de este traje es que este año hemos visto poco lunar de galleta y, en este caso, la parte del cuerpo que asemeja a la camisa, lleva este lunar. Además, fijaos en el detalle que tiene el traje tanto delante como detrás, esa florecilla. Pero es que me encanta el detalle de las ondulinas a modo de «cinturón» y el escote… digno de resaltar.

¿No os parece flamenco este traje? No sólo por los colores sino también por esos volantes y lunares y, ahí donde lo veis, ¡¡no pesa nada!!

Pero ¿y la espalda? Todo fue ver el traje negro y darnos cuenta de que Sonia e Isabelle apuestan por trajes con escotes traseros grandes mostrando espalda que le dé ese toque sensual al vestido y, ¿qué mejor que en un traje negro? Nos contó Isabelle «al ver la espalda de la modelo decidí meterle la tijera y hacerle un buen escote»  Desde luego me volvieron loca, no paraban de llevarme vestidos al probador y, además, me tocó probarme algunos de los que estaban haciendo para Simof… ¡¡¡Si es que estas dos niñas me vuelven loca con tanto «probeteo»!!!

 Es cierto que en este traje veis un volante como de manchas que asemejan a los Dálmatas, pero es simplemente por el nombre de la colección, yo tuve la suerte de hacer las fotos antes de que lo presentaran así que estaban preparados para Simof pero ese volante, si no se quiere, las diseñadoras lo quitan.

Con este traje beige me sentí toda una Princesa de Cuento.

Hablando de volantes, sabéis que las corianas usan muchos volantes grandes que suelen poner de un modo asimétrico para que dé a la falda un toque mucho más especial. Decir si son tres volantes o cuatro es directamente imposible como no se tenga el vestido en las manos, por eso os insisto siempre en que no copies los trajes, no merece la pena. Muchas veces las diseñadoras dicen eso de «si con una foto copian el traje tal cual yo contrato a la que lo haga«

En ocasiones, las diseñadoras usan organdil en los volantes para dar volumen a esos tejidos tan livianos aunque lo cierto es que el corte de los volantes y los metros y metros de tela que llevan los trajes mezclado es lo que consigue dar ese juego a las faldas de los trajes de Sonia e Isabelle. 

Y como remate final tenemos este traje bourdeos del que hay que destacar el estampado con esas flores que parecen llevarnos al medio del campo, de hecho, entre unos y otros de los que estábamos allí comentábamos si el traje era más de feria o de romería. ¿Vosotras que creéis? Yo aposté por la feria puesto que al estar entallado no creo que se pueda andar tantas horas y en las condiciones que exige un camino.

No me puede parecer más divertido este traje…

Desde «Entre cirios y volantes» no me queda más que volver a daros las gracias por todo, no sólo por permitirnos hacer este especial sino también por cómo nos tratáis y el cariño que nos dais, naturalidad y sencillez que es lo que le falta a mucha gente.

Sonia e Isabelle…. todo un Cuento en Sevilla….

Besos por bulerías…como no… corianas.

Recordad que ten´´eis otra visión del reportaje en la web de Cayetano Gómez… www.aymaricruz.com

Fotos:

Trajes: Sonia e Isabelle (Sonibel) colección 2012

Cayetano Gómez de ¡¡Ay Maricruz!!

Maquillaje: Silvia de My make up 10

El entorno: La dehesa del Rey (Coria del Río)

Ángela y Adela -Taller de Diseño-

LA MAGIA DE LOS PEQUEÑOS DETALLES…

Flamencas…

El primero de nuestros especiales comienza con estas diseñadoras sevillanas que podéis encontrar junto a la Iglesia de San Isidoro… La coquetería del detalle y la flamenca vintage, la Carmen de Merimée y los colores empolvados, el diseño de cada detalle, ésa es la flamenca que sale de su taller. En este caso os voy a dejar aquí fotos de algunos de sus trajes de la nueva colección de 2012 que con tanto esmero y cuidado han salido tan solo hace unos días de su taller y que yo he tenido la suerte de ser la primera en ponerme. Ángela y Adela son dos diseñadoras tan divertidas y encantadoras que se han volcado con nosotros para hacer este trabajo y no han descansado en las 7 horas que estuvimos haciendo todo el reportaje.

Todos los especiales podréis verlos aquí y en la web Ay Maricruz donde encontraréis otra visión del mismo y más fotos.

[tube]http://www.youtube.com/watch?v=xumcHkjRY6s[/tube]

Yo no había dormido mucho porque escuchaba llover y no podía hacer otra cosa más que rezar y decir «dame un par de horitas de margen ¿no?» así que imaginaos mi cara de cansada a «las claritas del día«. La mañana se tornaba fría, llovía en Sevilla y mis nervios por hacer este trabajo bien cada vez se hacían más presentes e intensos pues necesitábamos hacer unas fotos exteriores y la mañana no acompañaba en absoluto.  Ya en manos de Manuel Cecilio tenía más miedo que nervios porque yo no soy una de esas impresionantes modelos que se ha puesto en sus manos y, lo cierto es que cuando él comenzó a hablarme y a contarme cosillas con su simpatía, empecé a relajarme. Os dejo aquí el vídeo de cómo me arregló y os recomiendo verlo hasta el final para que veáis bien los complementos.

Una vez vestida con el primer traje comienza la odisea… ¿queréis verlo?

En Taller de Diseño tienen ese concepto de la flamenca que sale vestida de su tienda desde los zapatos (por supuesto con el toque de las diseñadoras) hasta las flores, pendientes, peinecillos o mantones e incluso podéis salir maquilladas de allí gracias Carmen Torres de Natural Bissé (ver abajoquien también os hará cualquier tratamiento y que yo tuve el placer de disfrutar.

Todas sus telas, encajes o mantones están trabajados al máximo. Me decían «llevamos desde mayo tiñiendo encajes y telas» de hecho uno de los días que estuvimos allí Ángela estaba con sus guantes puestos y tiñiendo a mano y cuando nos asomamos al taller vimos Adela trabajando con una de las costureras, mano a mano.

 ¿Por qué he titulado el post como «la magia de los detalles»? 

Nada más tenéis que fijaros en ellos. Cada traje tiene un trabajo espectacular, mil detalles todos combinados con la exquisitez y el mimo que un traje de flamenca requiere. En un mismo traje podéis ver, madroños, encajes, cintas… de todo!! tantos detalles que son innumerables… fijaos en las pequeñas rositas grises que lleva el traje blanco ¿no son maravillosas?

Para que os hagáis una idea nos contó Adela que hasta para hacer los bolsillos de los trajes se quiebran la cabeza, las enaguas son a cada cual más bonitas, muy trabajadas, con piquillos, estampadas y, muchas veces, de telas tan distintas al las telas principales del vestido que llaman la atención… Tantos detalles que hasta me fijé en algún traje que llevaba el forro con lunares… No se les escapa nada.

Me fascina el juego de telas. Resulta muy complicado mezclar estampados con lunares de distintos tamaños, lisos, encajes… y, como podéis ver en las fotos, ellas lo hacen fácil consiguiendo una combinación preciosa. Usan muchos tipos distintos de tejidos pero como nos dijeron «en los últimos años nos gusta mezclar boales con gasas para que el traje no pese nada, además le da un toque de elegancia, de sabor a la flamenca antigua que siempre buscamos» Un ejemplo de ésto sería el traje negro y rosa que llevo en las fotos. Eso sí, para ellas es fundamental que el traje lleve siempre algún lunar aunque sea en las enaguas o el mantón. Sin embargo, no usan (o al menos en esta colección no los vi) tejidos como el organdil al igual que no vi tanzas o carruchas pues no entran dentro del estilo de Ángela y Adela.

Cualquier tela, desde el más simple de los popelines, está tratada por las diseñadoras y, para que os hagáis una idea, la tela del traje verde de lunares canastero que llevo en las fotos era

blanca y, como nos dijo Ángela «nada de tintes iberia, hasta éso lo hacemos nosotras o buscamos otras formas, como por ejemplo, el azafrán«. Pero este trabajo no lo hacen sólo con las telas de flamenca sino también con las que usan para trajes de madrina e, incluso, para los encajes de los trajes de novia…pero eso ya os lo contaré más adelante.

En cuanto a los colores pues en la colección había trajes en gris combinado con rosa, verdes, negros, blancos, melocotón… todo, como ya os he dicho, en tonos empolvados. Me resultó gracioso oír a Ángela decir que ella no hacía trajes amarillos porque no le gustaba ese color… sin embargo, sí lo usan en los complementos, aunque sea más un tono oro envejecido.

Los complementos también salen de sus manos. Llegar a la tienda y ver ese cesto de flores o fijarse en esa vitrina llena de pendientes, tanto de flamencas como de novias, o peinecillos, todo muy dulce «todos los años sacamos una colección nueva de complementos donde lo principal es que sean vistosos y que no pesen nada«. Incluso nos han comentado que sacan piezas antiguas que tengan en el taller y les dan un toque actual «no todo todo lo que hacemos tiene ese sabor antiguo«. Tanto es así que estaban haciendo por allí unas flores muy curiosas para flamenca, muy divertidas.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Bueno, flamencas, y lo de los mantones no tiene ni nombre. Imaginad esos «enrejaos» o los encajes tanto de los trajes como de los propios mantones, todo ello salido de anticuarios o de otros países que las diseñadoras van comprando en sus viajes o en distintas ferias. Tanto es así que los mantones los crean ellas, aquí no hay picos lisos, de lunares o flores que se adquieren en mayoristas, aquí se hace todo porque, para cada traje, ellas confeccionan varios mantones totalmente distintos y que, sin embargo todos les va genial a sus trajes. Otra curiosidad… siempre mantoncillo, no vi flecos.

La flamenca de Taller de Diseño tiene ese sabor a la Sevilla antigua, al cartel de toros desgastado, amarillento por el paso del tiempo pero, a la vez, sus trajes son atemporales, da igual el tiempo que pase porque os lo podréis poner en cualquier momento tan solo con cambiar el juego de complementos o el mantón tendréis un traje nuevo. Pero ante todo son flamencas aquí no hay trajes imposibles de pasarela «no hemos querido volver a pasar en Simof porque nuestra flamenca tiene un perfil muy concreto y nosotras no nos movemos por la moda ni las nuevas tendencias«. Me llamó mucho la atención no ver ningún traje de dos piezas o cortitos y que todos sus trajes tenían mangas (cortas, media manga, o manga larga).

«La flamenca tiene que ir elegante al mismo tiempo que cómoda» y ésta es una frase con la que estoy totalmente de acuerdo. Yo estuve vestida con sus trajes muchas horas y estaba tan cómoda que se me pasaron volando además, me sentía favorecida con cualquiera de los que cogía. 

¿Por qué he elegido estos trajes?

Bueno pues cuando comenzamos a elegir los trajes queríamos enseñaros de todo un poco, además, al ser unas diseñadoras que no se mueven con la moda sino que hacen lo que les gusta, nos resultaba difícil (por no decir imposible) enmarcarlas o encasillarlas en una hechura o dos, es decir, como estáis viendo, hemos cogido dos canasteros que nada tienen que ver el uno con el otro, un traje de tres volantes entero de encaje, el negro que va llenito de encajes, el blanco que juega con las gasas en color y el aframbuesado cuya tela es bordada.

Quizás el traje «melocotón y caqui» sea el toque «moderno» de la colección (había uno parecido en verde que era también impresionante) más que nada por el corte del traje y el talle tan bajo. Cuando me preguntáis si los canastero se seguirán llevando creo que aquí tenéis la respuesta. En cambio, el traje «verde de encajes» fue el que más me sorprendió. Lo escogí porque cuando alguien dice «el traje es entero de encaje«, al menos yo, me echo a temblar pero este traje tiene un tacto, una caída, una dulzura … que merecía un sitio en este post. Fijaros en las mangas, pura coquetería.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

La flamenca de Manuel Cecilio

Como os habéis visto tuve la suerte de ponerme en sus manos las cuales arreglan a niñas tan conocidas como Eva González. Aproveché la ocasión para preguntarle cómo sería su flamenca a lo que me respondió que, en cuanto al maquillaje y siempre teniendo en cuenta las facciones de la chica «los ojos deben ir bien marcados pero no mezclarlo con rojos o rosas brillantes en los labios. O se marcan los ojos o se intensifican los labios y, en caso de usar tonos rojos para los labios que sean en mates«
En cuanto al peinado siempre ronda una misma frase «son muchas horas en la feria por lo que me gusta el pelo tirante y hacia atrás. Sobretodo cómodas» Como habréis visto, a mí me hace un recogido más complejo puesto que se trata de una sesión de fotos y no de un día de feria.

Desde «Entre cirios y volantes» no me queda más que dar las gracias por el trato, las risas, la simpatía, las charlas y, sobretodo, por confiar en nosotros para presentar la nueva colección de 2012.

 

Flamencas, ¿os ha gustado? Nos vemos en el próximo especial!!

Besos por bulerías cantadas en El Corral de La Pacheca…

Agradecimientos:
Fotógrafo: Cayetano Gómez de Ay Maricruz
El entorno: Hotel Corral del Rey. El lugar ideal para una noche de bodas, sus habitaciones son impresionantes, llenas de magia y luz. El ático tiene
Estilismo: Manuel Cecilio vistas a la Giralda y perderse en una de sus habitaciones es todo un lujo.  www.corraldelrey.com
Tratamientos faciales y corporales: Carmen Torres de Natura Bissé quien me dio dos tratamientos THE CURE COLLECCION y DIAMOND COLLECCION. Políg. Pisa. Edif Astegui. Calle Nobel, 7. 2º-7, Mairena del Aljarafe, 671 13 76 04.
Lencería: Corsetería Modelo Calle Francos 20, Sevilla 954 224 277